Adaptarse o morir a causa del COVID-19

Por más drástico que pueda parecerte el título de nuestra nota, queremos decirte que no es nada alejado de la realidad que estamos viviendo en el día de hoy. Y no solo hablamos respecto a factores de salubridad, sino también de tu negocio. 

A lo largo de los últimos meses hemos estado escuchando infinidad de noticias que están conmocionando al mundo entero y, por causa natural, de la mano llega el nerviosismo, la incertidumbre, el pánico y el miedo; cuestión que de igual manera afecta nuestras actividades profesionales. 

En la entrada de hoy queremos ser puntuales y claros, queremos recordarte lo que ya debes de saber, y si no te ha caído el veinte, pues para que te caiga. Porque mientras algunos se resguardan en la comodidad sus casas para hacer home-office y seguir generando, existen otros que comienzan a sentir la presión de la afectación a la economía, y en su gran mayoría son los auto-empleados y las PyMes en el sector inmobiliario. 

Nuestro objetivo es compartirte 5 consejos que consideramos importantes para que tu actividad dentro del rubro se vea fortalecida, evolucionando y a pie del cañón en la situación actual. 

1. Capacítate en línea.

Sabemos que lo primero que puede venirte a la mente al pensar en tomar un curso en línea es la utilización de tus recursos económicos. Sin embargo, ¿no es éste un momento en el cual debemos destinar nuestros recursos económicos en inversiones que nos ayuden a fortalecer nuestras fuentes de ingreso?. Así es, los cursos y capacitaciones no son otra cosa más que una inversión en nuestro crecimiento, y en el incentivo a nuestras propias capacidades para aprender nuevas formas de ejercer. 

Haz una evaluación personal y busca en internet cursos que vayan de acuerdo a tus intereses profesionales y personales. Estamos seguros que existe la opción adecuada para ti. 

2. Implementa nuevas herramientas. 

Implementar nuevas herramientas a nuestra forma habitual de trabajo, puede ayudarte a aprovechar de mejor manera tus recursos. Ya sea con la implementación de un CRM que te ayude a agilizar tus procesos de venta, contratar el servicio de una plataforma digital que impulse tu presencia en el mercado, o evaluar opciones sobre cómo generar valor a tu oferta laboral puede ser clave en éste momento. 

Por ejemplo, si tú eres asesor de bienes inmobiliarios, es obvio que por la naturaleza de la situación debes comenzar a tener mejor presencia en internet, y por consiguiente, también debes realizar cierres de esa manera. Para ello, ya debes estar utilizando servicios de conferencias en línea sustituyendo las reuniones presenciales. Si además, tú buscas obtener más herramientas de convencimiento para tus clientes, puedes realizar análisis financieros a tus propiedades para encontrar su potencial de negocio, y así incrementar el nivel de confianza de tus potenciales clientes.

3. Sé analítico. 

Para ser analítico no solo es necesario comprender la situación actual, sino que debes saber hacer lectura de la información que percibes para su correcto uso.

Un ejemplo claro de ello, es cuando los inversionistas en bienes inmuebles con fines patrimoniales perciben el nerviosismo y desesperación de algunos propietarios, para lanzarse a la caza de buenas oportunidades de compra. Esto en efecto, necesita de un nivel de temple, conocimiento, y sobre todo análisis de situación para identificar cuándo, cómo y por cuánto hacer movida en el juego.

4. Trabaja en equipo.

En estos momentos la mayor amenaza es la incertidumbre, y una manera de contrarrestarle es uniendo fuerzas con otros colegas. 

A nosotros como empresa, las sociedades comerciales nos encantan, porque además de fortalecer nuestras áreas de oportunidad, nos ayuda a generar una comunidad en el sector que forja un entorno profesional más sano y consolidado. 

Acércate a empresas en el sector que sabes que pueden darle valor a tu actividad, ábrete y ofréceles lo que haces para también brindarles a ellos lo que puede ayudarles. La cuestión es apoyarnos en todo momento.

5. Explora nuevas áreas.

Con explorar nuevas áreas no hablamos de cambiar de sector profesional, sino el cómo puedes aprovechar lo que sabes ejerciéndolo de diferentes maneras. 

Si eres un arquitecto y tu trabajo proyectando se está viendo afectado, puedes evaluar la posibilidad de impartir cursos sobre técnicas ó herramientas que tú utilizas, dar charlas en línea a nuevos o futuros arquitectos y así enriquecer su conocimiento.

Es una realidad que no tenemos idea de todo lo que podemos hacer con nuestro conocimiento y cómo es que éste resulta de gran valor para otros. ¡Búscale, sabemos que tienes algo interesante para compartir!. 

Como pudiste leer en nuestra nota, estos 5 consejos no están fuera de tu alcance. Estamos seguros de que el primer paso al crecimiento viene de nuestro interior. Por lo tanto, es tu responsabilidad sobrevivir tomando decisiones contundentes y ágiles, o despedirte de tus metas profesionales.

Nota por Emmanuel Hermosillo 

Dejar una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *